Profr. Santos Noé Rodríguez GarzaLo conocí en una convivencia, la potencia de su voz, lo bien timbrada y la pasión que le pone a las melodías románticas, cautiva en poco tiempo a la audiencia que lo escucha; es de esos cantantes pueblerinos que teniendo todos los atributos para triunfar en el medio artístico, prefieren convivir con sus paisanos y deleitar a la concurrencia dejando satisfecho a todo mundo por su calidad artística y su modestia.

Nació en Colorados de Vallecillo, N.L. un 21 de mayo de 1937 sus padres fueron Tiburcio Vázquez Sánchez y Liberata Sánchez Sáenz las primeras letras las cursó en la Escuela Rural de “Paso de Álamos” donde combinaba su estancia en la escuela con el pastoreo de las cabras de un rebaño de su tío; se ven en la necesidad de mudarse a Sabinas Hidalgo por la muerte de su progenitor y en él desempeña todo tipo de actividades para ayudar en la economía hogareña: hace mandados, lleva al molino y a muy temprana edad se convierte en ayudante de la Ferretería de Don Melchor Flores; mientras tanto está cursando su enseñanza primaria en la Escuela “Manuel M. García”; inquieto como todo bien nacido se aventura a cruzar el Río Bravo y a muy tierna edad, los once años, se va a la pizca de algodón a McAllen y Edimburgo Texas, donde se gana algunos dólares participando activamente en la “Pepena”, que así se llama el recoger los últimos copos de algodón que quedaron prendidos en las matas; también desempeña este oficio en Anáhuac y Laredo.

Desde muy niño en la escuela primaria participa en baile y canto donde es muy apreciada su actuación en las asambleas escolares, ya que siendo tan pequeño cautiva con su voz.

La afición al canto viene por parte de su madre, en las tardes al término de las labores cotidianas su padre era muy dado a poner a sus hijos a cantar y Tiburcio se destacaba, en tal grado, que le ofrecieron a sus progenitores llevárselo para que hiciese una vida artística.

Su destino no estaba en el escenario de un teatro, muy por el contrario con los Hermanos Flores Garza, hacía viajes a Durango y Chihuahua para trasladar madera de los aserraderos de la Sierra Madre Occidental, en el camino manejando un camión siempre se relajaba entonando bellas melodías que todo el que lo escuchaba ponderaba con satisfacción.

Un día se convierte en ayudante del Sobrestante de carreteras federales Sr. Carlos Mireles, y siendo miembro de la S.C.O:P. transita las carreteras de la patria en particular las de Cadereyta, China, Bravo, Montemorelos; teniendo como ayudante a un joven que le apodan “El Catorce” llevan sello carretero de Guadalupe N.L a Reynosa Tamps.

Deja ese empleo y se convierte en chofer de Don Bocho “El Romo” llevando en un camión Tórton cebolla de Tampico a Laredo; mientras tanto se adueña de su vida y su corazón una joven, la Srita, Amparo Gutiérrez Puentes con la que contrae nupcias el día 2 de abril de 1966, procreando una hermosa familia compuesta por: Juanita Libertad, José Francisco, e Ileana Elisabeth.

Su vida artística continúa en su apogeo forma parte del trío Sabinas compuesto por Leandro Salazar, Fernando López y Bernabé Díaz; sustituye a Leandro y se convierte en la primera voz.

Su capacidad musical lo lleva a recorrer muchos lugares de nuestro querido México ya que habiéndolo escuchado cantar en alguna boda, baile o fiesta familiar, es requerido para que asista a diferentes eventos fuera de su pueblo, como anécdota especial platica que habiendo ido a Miguel Alemán a cantar en una quinceañera, tuvo que cantar todo el día y toda la noche, porque el papá de la homenajeada estaba encantado con su actuación.

Los sábados y domingos de su vida participa en diferentes actividades entonando sus hermosas canciones en: Clubes, bailes, fiestas familiares, bautizos, cumpleaños, serenatas en especial el día 10 de mayo; su vida de Trovador transcurre apegada al trabajo que ha mantenido gracias a su capacidad para cubicar madera, y a la organización que tiene en todos los actos de su vida, desde hace 47 años es Gerente de la “Maderería Los Alpes” y ello ha dado motivo para que su propietario el Señor Leonel Garza en una forma cariñosa y festiva exclame “Tiburcio el Mío”.

En su vida de cantante a hecho pareja con muchas personas y en los últimos tiempos ha participado al lado de Teodoro Mercado y Mario Garza Garza y también con el Ing. Héctor Orta.

Es una gran satisfacción haber charlado con un gran personaje del pueblo, trabajador, honesto y buena persona, deseando que conserve la divina gracia de su canto, por siempre jamás: me refiero a TIBURCIO VÁZQUEZ SÁNCHEZ.

SANTOS NOÉ
Cronista de la Ciudad y
Miembro de la Asociación de Escritores de Sabinas Hidalgo.


Buscar en el sitio

Alazapa Tutoriales